Trastornos Psiquiátricos y la Fibriomialgia

La fibriomialgia es una enfermedad crónica que afecta a una parte de la población mundial, sin embargo, en actualidad existen ciertos aspectos desconocidos para paciente y especialistas. Esta enfermedad al igual que cualquier enfermedad crónica trae como consecuencia un debilitamiento paulatino de las personas que lo padecen.

De esta manera, puede conllevar a presentarse otros tipos de enfermedades o trastornos, afectando el estado de ánimo o la psiquis de las personas. Así, estas “nuevas” enfermedades o trastornos psiquiátricos, para algunos suelen ser consideradas como síntomas de la enfermedad crónica. Sin embargo, no se ha podido determinar con claridad si estos trastornos psiquiátricos constituyen una enfermedad nueva o un síntoma.

 No obstante, debemos precisar que la combinación entre los efectos de fibriomialgia y los trastornos psiquiátricos para los pacientes pueden ser devastadores. Por ello, no debemos descuidar los posibles trastornos a nivel psiquiátricos que pueden sufrir un paciente de fibriomialgia.

 Hecho que es conocido por los especialistas, lo cual ha motivado a que muchos pacientes con fibriomialgia sean tratados con tratamientos médicos para distintos trastornos psiquiátricos. Ello así, debemos señalar que los pacientes que sufren de fibriomialgia suelen presentar algunos trastornos psiquiátricos, tales como:

 1. Trastorno depresivo

 La gran mayoría de los pacientes que padece de esta enfermedad suelen sufrir de trastornos depresivos, razón por la cual pudiéramos decir que es un vínculo inevitable. Sin embargo, los expertos no han podido determinar con claridad los trasfondos de esta relación. Así, tenemos que los trastornos depresivos son considerados como una consecuencia de la fibriomialgia. De hecho, muchos especialistas han concluido que los antidepresivos deben ser recetados para los pacientes que sufren de fibriomialgia, a pesar que no presente síntomas aún.

 2. Trastorno bipolar

 Los trastornos bipolares suelen ser asociados a los pacientes que padecen de dolores generalizados o cuadros de intenso dolor. Ello así, siendo que la fibriomialgia tiene como principal consecuencia para el paciente es un dolor intenso, resulta inevitable que dichas enfermedad concurran en un paciente simultáneamente.

 3. Sueño

 Los pacientes que sufren de fibriomialgia suelen presentar serios inconvenientes al momento de tener un sueño reparador. Así, tenemos que precisar que los especialistas consideran que el problema no se trata de la cantidad de las horas que duerme el paciente, sino a la calidad del sueño. Ciertamente, en la actualidad los especialistas están realizando estudios en relación a la calidad del sueño, ello a los fines de mejorar los síntomas que genera esta enfermedad. De hecho, los investigadores platean que los pacientes que presenta una mejor calidad de sueño pueden mejorar la tolerancia al dolor que ocasiona esta enfermedad. No obstante, no hay mayores avances en este aspecto.

 4. Trastornos de ansiedad

 Como ya sabemos la fibriomialgia suele general una gran angustia a los pacientes en virtud de los cuadros de dolor o ataques que genera la misma. Así, tenemos que la intensidad de los ataques y el dolor presentan una fuerte relación con en el nivel de asiendad que puede sufrir un paciente.